Aquí no hablo de las cucarachas de Miami


Por: Ángel Bravo.
No, el título no es para atraer público, es para decir una verdad: en Perú ha aparecido un futbolista como Diego Armando Maradona, se trata de Juan Cominges, jugador del Club Cienciano del Cusco.

Una vez que Raúl Castro anunció al mundo que Fidel había partido a la inmortalidad el 25 de noviembre a las 10:29, la tierra se estremeció; los revolucionarios de todos los continentes, los amigos de Cuba e incluso hombres y mujeres que no son de izquierda, pero son decentes (aquí no hablamos de las cucarachas de Miami), se entristecieron e hicieron llegar sus condolencias al pueblo de la isla.
Nunca en la historia, la partida de un líder político había convocado a millones de personas para tributarle el reconocimiento, por ser el más grande estadista revolucionario que ha parido la humanidad.
Los grandes medios de comunicación, no pudieron evitar la conmoción provocada. Personas de todas las disciplinas hicieron llegar sus saludos: presidentes y políticos de muchos países, científicos, escritores, artistas, intelectuales, luchadores sociales, sindicalistas y deportistas. Entre estos últimos, fuera de Cuba, estuvo el de Diego Simeone DT del Atlético de Madrid: “Un gran respeto y pésame para toda su familia”. Y en el encuentro entre el Deportivo Alavés y Unión Deportiva Las Palmas, los hinchas del Alavés en el entretiempo desplegaron una enorme pancarta con una de las imágenes de Fidel junto a la frase “Hasta siempre Comandante” y una bandera cubana.
También en Perú un futbolista causó noticia, fue Juan Cominges, quien luego de anotar un gol, celebró levantándose la polera; en la que llevaba debajo se podía leer: “Hasta la victoria siempre Fidel”. La imagen corrió como pólvora por los medios. Y en entrevista a Telesur, el delantero dijo: “Es un agradecimiento por inspirarme en cumplir mis sueños también, en revelarme ante las adversidades, por agradecimiento a todas las muestras de solidaridad que ha tenido con todos los pueblos latinoamericanos”. Y luego remató: “Es super injusto, nos pasa a mucha gente, muchísimas injusticias también de los más poderosos, siempre ha pasado, lamentablemente sigue pasando, y Fidel es una muestra de una rebeldía ante eso, y muchas personas nos sentimos inspirados en eso”.
No se sabe si otros deportistas se han expresado así sobre Cuba y su líder histórico; sin duda que está de por medio el temor a la censura, al rechazo y al ninguneo. Por lo mismo Cominges es el Maradona del fútbol peruano. ¿Quién mejor que él para proclamar a los cuatro vientos su admiración por Fidel? Diego lo ha dicho desde hace muchos años: “Fidel es como mi segundo padre”. Esa amistad ha sido castigada por el imperio; al Diez no le dan visa para ingresar a Estados Unidos. Pero a Maradona eso le honra.
Juan Cominges ha sido valiente al expresar su admiración por Fidel, y lo ha hecho en Perú, cuya sociedad viene siendo dominada desde hace varias décadas por los medios de comunicación y los políticos de derecha más reaccionarios y mediocres de su historia; esta dupla está impregnada de indigencia moral, miseria humana y raquitismo espiritual. En ese contexto, Cominges se convirtió en un subversivo. ¡Grande Cominges! Eres un ejemplo de libertad, coraje y dignidad; has pasado a formar parte del equipo del Comandante. (Pensando Américas)

 

Anuncios

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión / Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión / Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión / Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión / Cambiar )

Conectando a %s