Perú. El recuerdo de Girón


Fidel-Playa GironPor: Gustavo Espinoza M. (*)

Para nosotros, los peruanos, la invasión de Playa Girón fue una experiencia alucinante. Ocurrió, como se recuerda, hace 54 años, en esos días de abril de 1961; y tuvo la virtud de mostrar en toda su dimensión la conducta y el comportamiento real, tanto del pueblo como el de los detentadores del poder. Unos, estaban en el gobierno, otros en los medios de comunicación; y los más, en los partidos políticos y las organizaciones de la época.

Recordemos entonces lo que reseñaron los medios de comunicación de nuestro país en aquellos días. El diario “La Prensa” – vocero de Pedro Beltrán- y su vespertino “Ultima Hora”; pero también “La Crónica” del Imperio Prado y “El Comercio”, nos informaron en grandes líneas, lo siguiente:

Un ejercito libertador ingreso la noche de ayer al territorio cubano estableciendo una cabecera de playa en la localidad de Girón. Centenares de combatientes anticomunistas denominados “Luchadores por la Libertad” pisaron suelo cubano para liberar a Cuba de la Influencia roja y restaurar la democracia en ese país del caribe. Inmediatamente de consolidar su dominio en Girón los combatientes establecieron enlaces con las principales ciudades de Cuba y enrumbaron hacia la Habana a donde pretenden llegar en pocas horas. Centenares y aun miles de cubanos salieron a las calles para darles la bienvenida. El operativo fue precedido por una ingeniosa maniobra distractiva: casi una decena de aviones adornados con insignias cubanas atacaron aeropuertos, para dar la impresión de una sublevación militar contra el régimen. En la capital cubana reinaba una tensa calma aunque ya se iniciaban las expresiones de apoyo a los insurgentes. La mayoría de la población habanera se mostraba pasiva y neutral; en tanto, sobre todo grupos de jóvenes, iniciaban un operativo sorpresa para apoderarse de puntos neurálgicos en la ciudad. Se supo de buena fuente que Fidel Castro abandonó, con destino desconocido, el Palacio Presidencial, aunque versiones no confirmadas aseguran que habría sido muerto por sus propios guardaespaldas que intentaban persuadirlo a rendirse. También se dijo que su hermano Raúl había buscado refugio en una embajada extranjera (probablemente la de Rusia) en tanto que el “Che” Guevara se había suicidado hay quienes aseguran que su cuerpo pendía de un árbol en las inmediaciones del llamado “Palacio de la Revolución”.

Nada de esto fue creído, sin embargo por los estudiantes peruanos. Convocada por la FEP, la tarde del lunes 16, una nutrida manifestación se reunió en el Parque Universitario. Alrededor de 3000 jóvenes rompieron el cordón policial que pretendió impedirles salir del lugar, y se dirigió hacia la embajada de los Estados Unidos -entre Wilson y España- arrojando contra ella numerosas piedras que destruyeron las lunas de sus frontis.

El martes 17 y el miércoles 18 se repitieron en distintos lugares de la ciudad manifestaciones de apoyo a Cuba y de condena a la agresión imperialista. Estudiantes, obreros, y también intelectuales intervinieron en ellas.

Ya ese día -miércoles 18- la versión de la prensa peruana había registrado sensibles variantes. Se decía que los partidarios de Castro “se mantenían por la fuerza en la Habana”, que habían “abatido a las columnas rebeldes” y que en diversas ciudades de Cuba “los barbudos habían logrado dominar mediante las armas la rebeldía de la población”. También se decía que habían sido desmentidos los rumores referidos a la muerte de Fidel y el Che y que los dirigentes del régimen habían logrado “dominar la situación actuando en base a la fuerza”.

El jueves 19 ante centenares de estudiantes de la Escuela Normal Superior de la Cantuta, convocados para rendir homenaje a José Carlos Mariátegui; los poetas César Calvo, Gonzalo Rose, Reinaldo Naranjo y Arturo Corcuera, informaron alborozados que la revolución cubana había triunfado y que la invasión imperialista había sido aplastada.

El viernes 20, el Patio de Derecho de la Universidad de San Marcos, rebosaba de entusiasmo. Convocados por la FEP y la FUSM se celebraba la victoria de la fuerzas revolucionarias.

Hoy en Cuba, los 54 años de Girón se recuerdan no sólo porque fue la primera gran derrota del imperialismo en América Latina; sino también la primera gran victoria del socialismo en nuestro continente.  Y es que, el lunes 17 en las calles de la Habana el comandante Fidel había proclamado el carácter socialista de la Revolución.

En otras palabras, y por primera vez en suelo americano el socialismo venció al imperialismo y abrió las puertas de un nuevo camino y una renovada historia.

Si ese año Raúl Roa anuncio que Cuba se retiraba de la OEA y salía al lado de los pueblos; hoy Raúl Castro volvió en Panamá con el respaldo de la inmensa mayoría de países, para afirmar la victoria de Girón.

El imperio, los explotadores, la prensa grande y los partidos políticos que viven a su sombra; callaron ante la verdad y la justicia.

Para los peruanos, reviste particular importancia el desenmascarar el papel de la “Prensa Grande” que hoy sigue mintiendo con el mismo descaro con el que lo hizo en el pasado.  

(*) Colectivo de Dirección de Nuestra Bandera / http://nuestrabandera.lamula.pe

Anuncios

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión / Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión / Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión / Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión / Cambiar )

Conectando a %s